Estilo de aprendizaje

Vivimos en mundo donde los temas para aprender son cada vez más dinámicos.  Para adaptarse es necesario tener varias formas de aprendizaje.  No quita que cada uno tenga su forma favorita, la que generalmente le facilita las cosas.  En este artículo veremos 3 de las diferentes formas de presentar la información para que nuestra mente pueda procesarla.

file0001436807489

¿Eres de los que aprenden visualmente o auditivamente?

Cómo dicen los maestros de la PNL hay algunos que aprendemos más fácilmente viendo las cosas que escuchando acerca de ellas.  Para los primeros es más fácil aprender viendo imágenes, cuadros explicativos, también son importantes los gestos de las personas que tratan de explicarles.

Para los auditivos pueden hacer más distinciones, y por ende prestar atención y aprender cuando se les habla en tono de voz pausado, con flexibilidad en las palabras.  Con un idioma que vaya directamente a su cerebro.  Para ellos las palabras y el tono de voz, así como los efectos de sonido funcionarán mejor con ellos.

¿Apréndes más fácilmente viendo el camino recorrido que el que aún te falta por recorrer?

Algunas personas aprenden más fácilmente viendo y estudiando el camino recorrido como ser humano.  Es el caso de los antropologos.  Su visión es acerca de los valores de la humanidad del pasado. 

Igualmente hay otras personas que les gusta proyectarse hacia el futuro.  Estas personas aunque valoran el pasado, lo ven como una fuente de información para poder cumplir con sus metas a futuro.  Este es el caso más de las personas prácticas.  Empresarios y hombres de negocios.

¿Aprendes viendo los contrastes?

Hay ciertas personas, y me incluyo entre ellas, para las cuales es más fácil aprender viendo los contrastes.  Es natural que veamos que el mundo está en crisis.  Lo veamos por donde lo miremos.  Las oportunidades suelen ir detrás de los problemas que dejan los avances tecnológicos.

Sí, es cierto que el mundo y por ende el hombre está en crisis.  Pero eso no nos tiene que llevar a perder la esperanza.  Nunca hubo como hoy adelantos tecnológicos pero no todos tienen que emplearse en contra nuestra como raza.  Hay otra solución  Se puede descartar el exceso de tecnología en nuestras vidas.  Por ejemplo, sino es necesario usar el celular, es mejor dejarlo en la mesa de luz.  Usar el tiempo para algo más productivo para nosotros y los demás.

Para poder ver lo positivo del mundo tengo que hacer algo positivo que beneficie al mundo.  Tengo que volverme parte de la solución.  Ir más allá de los problemas que me aquejan considerablemente y que gracias al desapego podrían transformarse en oportunidades de cambiar mi personalidad para bien.  Cómo Ghandi decía:  hay suficiente alimento para alimentar a todo el mundo, pero no su codicia.  La clave es la apertura del tercer ojo que da la visión espiritual. 😉

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s