La meditación para atraer las virtudes a mi vida

Particularmente creo que nuestra sensación de perdida de productividad tiene que ver con un error de visión, producto de una conciencia que no puede ver más allá de los aspectos obvios de la vida. Similarmente a un niño que le quitaron un juguete y llora, a nosotros nos quitan todos los soportes, o algunos por momentos y nos sentimos desorientados, desahuciados, desprotegidos.

14erroresleyatraccion
Foto, fuente: evolucionconsciente.org

No es necesario hacerle caso a lo que nos aconsejan tales pensamientos, sobre todo, si no nos dan sosiego y contento. Más vale enfocarse en lo positivo, y de esta forma ver la solución, concentrándonos en aquello que podemos hacer para transformar esa situación para bien.

La vida puede ser un jardín de flores, o un bosque de espinas, depende de la actitud que tengamos hacia ella. Cómo dice Rhonda Byrne, en su celebre El Secreto (al final un link Wikipedia), atraemos aquello en lo que pensamos, así que mantengamos pensamientos positivos.

La meditación (la que yo practico es cómo ya sabrás el Raja Yoga) es una herramienta poderosa para eso, porque mediante la practica del silencio, no tanto del ambiente exterior, sino del ambiente mental “interior”, podemos evitar aquellas distracciones que nos impiden conectar con nuestra intuición, y una vez que lo hacemos podemos realizar que somos almas, seres espirituales, que poseemos un potencial innato para salir de cualquier problema, porque es esta misma alma, debido al descuido y la pereza, que se olvidó de pensar con auto-respeto, y expresar la paz y demás virtudes espirituales que le dan sentido a su existencia.

Y cómo dice Moira Lowe (Directora de Brahma Kumaris para la Argentina), en alguna de sus inspiradoras charlas en la que tuve la suerte de participar, la moneda de cambio en estos tiempo turbulentos es la virtud, sobre todo la virtud espiritual.

Anuncios

El agua del conocimiento, El fuego del Yoga

Son las dos herramientas que usa Dios, Nuestro Padre, para hacernos recordar nuestro estado original, dónde nuestro nivel de virtud estaba en su mayor esplendor. Algunos lo llaman pureza, otros espiritualidad, moralidad, etc. Pero lo cierto es que cuándo encontramos el punto de equilibrio entre lo físico y la espiritual, la vida se torna más tolerable y agradable. Recuperamos una relación sana con los demás y con nosotros mismos.

080f36c22d3315552c6d24e5da473337.jpg
Foto, fuente: Pinterest.com

¿Qué es el agua y el fuego del conocimiento y el Yoga (Raja Yoga)?

Dios, ha venido desde su Hogar, más allá del sonido, de completa Paz y Silencio. El nunca pierde Sus atributos originales de Paz, cómo así también sus demás atributos y valores, porque Él es un Ser Espiritual, que está completamente desapegado de la experiencia corporal, porque nunca tiene un cuerpo, propio.

Dios el mejor aliado en la batalla

El toma prestado el del primer hombre, Adán o Adi Dev, cómo se dice en La India. Pero no lo toma en el Paraíso, cuándo este primer hombre está en su estado de máximo esplendor, porque cuándo este Primer Hombre (Krishna), en su nacimiento anterior, había experimentado gracias al Conocimiento de Dios y el Yoga (Raja Yoga), pasar de ser el Feo a ser el Hermoso, Syan Sundar.

Él había hecho esfuerzos por purificar su alma con las alas del Conocimiento y el Fuego del Recuerdo Divino, del Recuerdo de Dios, el Raja Yoga. Y ese es el tiempo que estamos viviendo nosotros, un tiempo de transición. En el que también nosotros podemos seguir los pasos de Adi Dev y reclamar nuestra herencia del Paraíso en base a la pureza.

¿Qué es la Pureza?

La Pureza es el mayor poder que tenemos con nosotros. Porque la Pureza hace que las almas se inclinen ante nosotros. Todos aman a aquellos que son puros (excepto cuándo eso les crea conflictos en su conciencia).

Pero ¿Qué es la Pureza?…

No es ni más ni menos que nuestro estado original, de nosotros el ser espiritual, el alma, teníamos ese estado de máxima pureza de nuestras virtudes, y máxima energía en nuestro interior, sin fisuras y sin excepción antes de venir a este Mundo Físico. Por eso lo buscamos tanto.

Así que cuándo amamos a las almas puras e inocentes (cómo los niños), es porque sabemos que nosotros también eramos así, no solo en la niñez, sino a lo largo de todas y cada una de las existencias en las que nos sustentaba la energía de nuestra pureza. Pero lamentablemente, el estado del alma, sigue al estado del Mundo.

Cuándo estos primeros habitantes Originales del Paraíso, comenzaron a olvidar su grandeza cómo almas y comenzaron a verse cómo formas humanas y corporales,cayeron en la inconsciencia de su pureza original, y entonces, todos los que los seguimos, también nos vimos influidos por la conciencia del cuerpo.

Pero eso no está mal ni bien. Es así cómo tiene que suceder. A pesar de la conciencia del cuerpo, el alma, continúa siendo feliz por 2 milenios y medio. Cuándo el nivel de impureza nos genera una desconexión tal con nuestra alma, que ya comenzamos a echar de menos esos valores espirituales y los comenzamos a buscar de vuelta.

El peculiar momento actual

Y en eso estamos ahora, algunos satisfechos con lo que han encontrado cómo soporte espiritual, ya sea una filosofía o técnica de meditación, etc.

Pero sino es el caso de que estás contento, te invito a investigar un poquito en la Página de Brahma Kumaris (la que me ayudó a encontrar la graduación optima para mí tercer ojo espiritual, pero cada uno tiene que encontrar la suya). Por ahí te sirva si eres un buscador cómo yo y todos nosotros los viajeros nos encontramos en un punto muy particular en la historia. Nuestra alma nos reclama.

Bharat (India), La Tierra Eterna

En un principio, Bharat (La India), era el Paraíso, había seres humanos con virtudes divinas, a los cuáles se llamaba las Deidades. Luego de 5.000 años, Bharat, ha cambiado de un Paraíso en algo que se parece más a un burdel, y eso es producto del desgaste de la energía pura de las almas, que no solo ocurre en la India, sino en el mundo entero.

No obstante, cuándo pensamos en el modelo de la espiritualidad o deseamos hacer un viaje para “desintoxicarnos” emocionalmente, La India continúa estando en el top de nuestros lugares posibles.

¿Será el recuerdo del alma de que alguna vez estuvo allí?

imgenes-de-un-nuevo-mundo-58-728.jpg
Foto, fuente: slideshare.com

¿Qué es Barath?

Hace mucho tiempo (5.000 años para ser exactos), cuándo el mundo era nuevo, y las almas estaban en su punto más elevado de pureza, había abundancia de todo para todos, los recursos naturales, al igual que todo, eran extremadamente limpios, y no era necesario purificar el agua para tomarla por ejemplo. Todos tenían lo necesario para vivir, y vivir sin tener que preocuparse por si el producto de sus trabajos iba a ser suficiente para satisfacer sus necesidades y las de su familia.

El trabajo era más que nada una forma de expresión de las virtudes del alma. Y lo eran todas las actividades que realizaba el ser humano. Incluida la educación que era a través del arte.

¿Cuánto dura este período de pureza?

Cómo decíamos al principio del apartado anterior, hace 5.000 años, vivíamos en este lugar maravilloso (o por lo menos los seres humanos que habían hecho esfuerzos en su vida o vidas previas para vivir de acuerdo con estos ideales).

Pero todo lo que sube tiene que bajar, y es que aquel mundo que estaba en su máximo nivel de pureza, también tiene que ir paulatinamente, por las leyes de la entropía, ir perdiendo su brillo. Es por esto que podemos decir que este período del Paraíso dura un total de 2.500 años, divididos en dos períodos de 1.250, en dónde paulatinamente continúan bajando almas desde el Mundo de la Paz a tomar cuerpos para experimentar este Mundo de la Felicidad.

¿Y cómo llegamos a la Bharat (La India) de hoy basados en este conocimiento de lo pura y abundante que era en el pasado?

Con los sucesivos nacimientos y renacimientos, las almas que originalmente habitaban Bharat, entraron en un período de involución producto de la conciencia del cuerpo. Esto, junto con el olvido del alma de su grandeza original, hace que el alma se vaya aferrando cada vez más a los sistemas y métodos limitados, en los que el alma no llegaba a conectar con su estado original.

hqdefault1

Pero está bien, es así cómo tiene que suceder, todo tiene que seguir su curso, hasta el día de hoy, dónde nos aferramos a la cultura del consumo y la idolatría dónde exaltamos aquellos rasgos de la personalidad más animales, producto de la falta de modelos más espirituales que nos den paz y felicidad más estables y permanentes.

¿Cómo ayuda la meditación y el conocimiento del alma a volver al máximo estado de pureza de nuestra alma?

Conocer a Dios, y aferrarnos a aquellos valores más elevados nos puede ayudar a olvidar los errores del pasado y solo quedarnos con la esencia de aquello que nos enseñaron dichos errores para no cometerlos más. Dios no nos juzga, el conoce el viaje entero del alma a través del Ciclo, desde que eramos puras y quizás habitábamos en este Paraíso, hasta nuestros días dónde la expansión tiene que volver a la esencia. Por eso el conocimiento que enseña Brahma Kumaris, que habla sobre estas cuestiones, también incluye la meditación Raja Yoga, para volvernos un Rey de nuestros propios pensamientos, palabras y acciones.

Todo comienza con una invitación a la introversión para que podamos percibir lo que pasa en nuestro interior para que luego con las herramientas de la meditación y al compañía del Padre podamos corregir el rumbo si así lo deseamos.

Cómo Evitar la Decepción

La decepción es producto de expectativas demasiado altas que no se cumplen. Pero la realidad a veces dicta sus propias reglas. Generalmente cuándo hay decepción es que hay angustia y preocupación por una situación dada, y esperamos soluciones mágicas que muchas veces reducen la tensión pero que no llegan a solucionar el problema completamente. La solución que exploramos aquí incluye la meditación y la espiritualidad.

0001160719.jpg
Foto, fuente: ultimahora.com

¿Qué es la decepción?

La decepción se da cuándo mis expectativas no son satisfechas, y esto puede ser producto de tener un umbral alto de cómo deben ser las cosas, pero ¿Qué son las cosas? Qué es aquello que consideramos importante y nunca se verifica en la realidad. Esta es una pregunta importante y antes de dirigirnos hacia una meta primeramente tenemos que haber descrito esa realidad usando algún procedimiento de validación de metas cómo el S.M.A.R.T. (al final un vídeo breve sobre el tema).

Cómo dice la máxima de la PNL: 

“Sino sabemos hacia vamos cualquier camino nos lleva”.

Entonces cómo primera medida tenemos que definir nuestros objetivos de manera que casi podamos palparlos con nuestra mente cómo si fueran nuestras manos.

¿Cuándo comienza la decepción?

Siguiendo con este órden de ideas, la decepción comienza cuándo sentimos que nuestros días pasan y nuestros recursos se desgastan, sin que obtengamos un resultado significativo en algún plano concreto (ej.: matrimonio, trabajo, familia).

Entonces, al no tener definido que es aquello que voy a experimentar cuándo consiga mi objetivo o meta (producto justamente de no haberlo visualizado con precisión previamente), entonces puedo pasar delante de ello y no verlo, al igual que puede pasar frente a la oportunidad que me llevará al éxito y no percibirla, porque mi cabeza no tiene un enfoque claro.

¿Cómo evitarla?

Entonces para evitar la decepción yo hago lo siguiente:

  1. Mantengo mi mente clara libre de pensamientos inútiles que sobrecargan mi cabeza y me hacen perder el foco de lo importante. La operación que me llevará a concretar requiere paciencia, cómo uno de sus factores principales (aquí hay un vínculo a un artículo previo sobre la paciencia que he realizado estos días), y la paciencia se ve favorecida por un proceso de 8 pasos que incluye (introversión, empaquetar, tolerar, discernir, decidir, adaptarme y transformar para finalmente cooperar).
  2. Tengo una visión optimista, pero a su vez realista. Es bueno pensar positivamente, pero no debo vivir de fantasías. Los pensamientos positivos, tienen que ser para que su poder actúe, también basados en la realidad. Volvemos aquí sobre el tema de hacer nuestros pensamientos plausibles de cotejar con la realidad. La diferencia entre la imaginación fructífera y la fantasía es que la una me ayuda a crear una realidad posible, y la fantasía, aunque esté basada en un ideal, este es un ideal impracticable en las condiciones actuales y lo será en el futuro.
  3. Actúo en una dirección determinada, aunque más no sea para llegar a la esquina y doblar en otro sentido. A veces para cortar el ciclo de pensamientos y preocupaciones, me pongo a hacer algo, aunque más no sea barrer la calle, y entonces, el maremoto de pensamientos frena y dejo de estresarme.
  4. Celebro los pequeños logros y no pierdo el optimismo. Es importante celebrar la consecución de nuestras metas aunque no sean sino pequeñas victorias. Porque estas victorias me darán auto-estima y estímulo para seguir adelante. Cómo decía Lair Ribeiro en su gran Clásico “El Éxito no llega por casualidad”:

“El Éxito es conseguir lo que se desea. La Felicidad es apreciar lo que ya se ha conseguido”.

Metas S.M.A.R.T (específicas, medibles, alcanzables, realistas y en determinado tiempo).

La vuelta al estado original

En la concepción teosofica, el alma evoluciona hacia sí misma, es decir, la esencia se desdobla en infinitas partes que poseen un átomo del Padre, y esa esencia que llaman Él Padre que está en secreto, guía al hombre hacia su re-conexión con la totalidad, para volver a su grandeza original.

29afeb23c02e91949c976b3ccf9f8cbc.jpg
Foto fuente: Pinterest

Esta idea con algunas variantes puede ser adaptada al conocimiento que practicamos en Brahma Kumaris. Porque el alma, la esencia, evoluciona desde su grandeza original, hacia el Padre que está en secreto, pero no es que está en secreto porque está en el interior de nosotros mismos, sino que está en secreto porque está en el silencio, más allá del mundo de imagen y sonido, pero a su vez el padre no tiene una imagen “física”, pero se puede decir que tiene una forma “no física”, espiritual, y es que El es un Alma, igual que nosotros, por eso se dice que estamos hechos a imagen y semejanza del nuestro Padre.

Cuándo Baba, Dios, viene al mundo físico, no encarna en su propio cuerpo. El toma prestado el cuerpo de un ser que en ese momento está impurificado cómo lo estamos la mayoría en este mundo, pero este ser tiene el destino más elevado en el Ciclo del Mundo, no solo por servir de carruaje al Padre, sino porque gracias a que es el Carruaje, es el primero en alcanzar el estatus de los habitantes del Paraíso, y por ende el que mayor estatus tiene, este instrumento fue recordado en las escrituras de la India cómo Brahma, y en este nacimiento, su último nacimiento, hace los esfuerzos necesarios para convertirse en el primer príncipe de la humanidad, es decir, Krishna, y el está junto con la primera princesa, Radhe, que también está estudiando en este tiempo con Dios, a pesar de no ser su carruaje (Jagadamba).

27849052005_60c5fb2e94_b

Radhe y Krishna se convierten en Lakshmi y Narayan en el nuevo mundo, en las escrituras se recuerda que Hánuman se miraba en el espejo para ver si era digno de casarse con Lakshmi y veía que efectivamente tenía cara de mono. En este tiempo, todos somos Hánuman, y gracias a la practica de los principios que nos enseña Dios a través de Brahma, podemos hacernos también dignos de casarnos con Lakshmi o con Narayan.

hqdefaultY esto lo lograremos por tener cómo Esposo (espiritual) a Dios, Baba, quién es recordado cómo Shiv Baba. Por tener todas las relaciones con Él no experimentaremos ninguna clase de soledad, siempre y cuándo nos desapeguemos del cuerpo y relaciones corporales.

Los cuadros para el servicio

Dios, a través de Brahma Kumaris, nos ha legado un grupo de cuadros que le encargara el fundador de la Institución a sus estudiantes con dotes artísticos, dentro de los cuáles está el cuadro de La Escalera, El Ciclo, el de Vishnu, y El Árbol.

A continuación unas 2 o 3 pinceladas de cada uno.

Los-cuadros-olas.png
Los cuadros para graficar el conocimiento: “La Escalera”, “El Ciclo”, “Vishnu” y “El Árbol”.

El Cuadro de la Escalera

La escalera solo.png
Dale clic para agrandarlo

La escalera representa el viaje del alma, a través de la Historia de la humanidad, sobre todo en su aspecto espiritual, es así que está bien representado, el estado de mayor plenitud y virtudes divinas que el alma tiene, y es cuándo el alma baja recién al mundo, representadas las almas por los seres Humanos más puros de la historia de la Humanidad, Lakshmi y Narayan, los primeros príncipes y princesas de la Edad de Oro.

Y luego se describe utilizando la metáfora de la escalera, cómo el alma desciende en sus grados de pureza, a medida que el alma va tomando consciencia de su naturaleza material y dejando en un rincón olvidado de su subconsciente su naturaleza espiritual. Es así que se ve cómo la escalera cambia de color en la Edad de Plata, que corona a Rama y Sita cómo sus principales exponentes, y cómo luego, a partir de la Edad de Cobre, comienza el desenvolvimiento de los Padres de la Religiones principales cómo las conocemos hoy en día.

Finalizan este cuadro, los escalones finales de la escalera con la llegada de la quinta edad llamada de La Confluencia, en la cuál, hay un contraste entre el viejo mundo, y uno que se está estableciendo gracias a la tarea elevada de Dios y sus hijos brahmins.

El Cuadro del Ciclo

Imagen del Ciclo
Dale clic para agrandarlo

Este cuadro, muestra, representadas por la esvástica, la división del mundo en 4 edades, a saber: La Edad de Oro (1.250 años), la Edad de Plata (1.250 años), la Edad de Cobre (1.250 años) y la Edad de Hierro (1.250 años), total = 5.000 años.

De acuerdo a los escritos de Brahma Kumaris, eso es lo que dura el Ciclo completo de la Historia de la Humanidad, sobre todo en sus aspectos espirituales. Al final de este ciclo, hay un sobre-tiempo de unos 100 años, que se conoce con el nombre de la Confluencia.

Es la Edad del contraste, y está ubicada por sobre la Edad de Hierro y es la etapa del ascenso, que desemboca como resultado de su transito por el alma y la elevación que recibe por espiritualizar su vida, en la Edad de Oro, un nuevo mundo, un nuevo Ciclo de 5.000 años, que comienza a correr exactamente igual que el Ciclo previo, pero tranquilo, el alma no recuerda sus anteriores, todo es paz y felicidad.

El cuadro de Lakshmi y Narayan

27849052005_60c5fb2e94_b.jpg
En su forma combinada, Lakshmi y Narayan también dan origen al cuadro de Vishnu

Lakshmi y Narayan, cómo hemos dicho antes, son el primer emperador y la primera emperatriz de la Edad de Oro y ¿para qué Baba nos ilustra con este cuadro? Pues creo que para que veamos la belleza y esplendor de la cuál gozaban estos seres humanos con virtudes divinas, las Deidades, que tenían la doble corona, la de la pureza y la del reino del mundo.

El Árbol o El Árbol de la Religiones

larbreRepresenta a la expansión de la Humanidad, con todas sus ramas y ramitas de las religiones, sectas y cultos.

El tronco esta compuesto por la Religión de las Deidades y los Guerreros, las 2 únicas religiones que existían en la Edad de Oro y Edad de Plata respectivamente.

Estas religiones duran por un período de 2.500 años (1.250 + 1.250). Luego vienen la Religiones principales que llevan una parte del mensaje del espíritu en su debido tiempo, me refiero a los Budistas, Cristianos, Musulmanes y Judíos.

Estas religiones son las religiones principales.

Luego podemos ver cómo, al igual que un Árbol, las ramas se siguen expandiendo transformándose en ramitas y hojas, que serían los cultos y sectas a los que dieran origen las cuatro ramas principales anteriormente nombradas.

Finalmente habría que ubicar en el lugar de las raíces a los brahmins, que son aquellos que creen en Shiv Baba y lo recuerdan tal cómo Él se presenta. La semilla de dicho Árbol no es otro que Shiv Baba, Dios, El Padre del Alma, El Padre Supremo, Alma Suprema.

 

 

Soy un ser espiritual, vivo una experiencia física

Soy un ser espiritual, negarlo es negar una parte de mí mismo, porque soy un ser espiritual, en mi forma eterna.

En mi forma temporal, he tomado este cuerpo prestado para realizar acciones.

hermandadblanca_org_asociacian-brahma-kumaris-en-colombia.png
Foto, fuente: hermandadblanca.org

Maya, la que esclaviza a la gente, Ravan, tiene 5 cabezas, que son, efectivamente los 5 vicios. El vicio de la lujuria es el mayor enemigo ¿Por qué? Porque debido a este cometemos muchas acciones pecadoras. Vemos con una visión impura a nuestras hermanas u hermanos la almas y cometemos pecado, primero a través de nuestros pensamientos, y luego de alguna forma u otra lo llevamos a la practica. Y todo eso afecta a nuestra consciencia.

Como resultado de lo anterior en lugar de progresar y evolucionar espiritualmente, retrocedo hacia la dependencia del cuerpo y relaciones corporales. ¿Cómo evitar esto? Permaneciendo consciente del alma, y alerta, cómo el vigía en época de guerra. Este es un término que inmortalizó el Maestro Samael Aun Weor.

Es necesario, recordar constantemente que soy un alma, y no dejarme atrapar por Maya, la consciencia del cuerpo. La enfermedad de la consciencia del cuerpo es muy severa.

La dependencia en las relaciones

Algunos son tan amigos unos de otros, o unas de otras, que hay familiaridad, se pierde todo el respeto, y con este la forma de ver positiva-mente y en forma pura las relaciones. Cuándo no hay el sentimiento de que hay beneficio en las situaciones y relaciones, entonces, es cómo si nuestra meta y objetivo se borraran, y con ellas, también la linea de mi fortuna.

En realidad no es que se borran, sino que se alejan de la consciencia y entonces es cómo que se pierde el sentido de propósito. Aquello que me impulsa a actuar en forma altruista, desinteresada, en favor del ser y de otros.

Todo lo bueno y virtuoso está en el ser

Los valores y las cualidades más elevadas están efectivamente en el ser. En un principio vivimos de acuerdo a estos valores y virtudes que están emergidos, personificados, cómo se dice: “a flor de piel”.

Pero luego, cuándo comienza la tierra de Ravan, es decir, el mundo cómo lo conocemos hoy, la consciencia de mis valores y virtudes, son reemplazadas por el miedo y la necesidad de amor.

Entonces nos volvemos reactivos cuándo en su lugar recibimos traición, no sabemos para dónde correr, y en algunos casos, la desesperación.

Pero toda esto no está desconectado de nuestro destino. Es así cómo tiene que suceder, para que despertemos del sueño de la consciencia, y para eso vino Dios, Baba, nuestro Padre.

Y es mi deber decirte a tí lector, dónde tu también lo puedes encontrar: http://www.brahmakumaris.org/es/sabidur%C3%ADa/cursos-que-ofrecemos

 

Caras y dependencias

Comprender a un enemigo no es fácil, porque las caretas que usan los demás cuesta que se caigan, y suelen ser muy versátiles las personas usándolas, cambian de color según la ocasión.

maxresdefault (1)
Foto, fuente: Youtube

Antiguamente, la careta era símbolo del arte dramático. Las representaciones de este arte se llevaban a cabo en los anfiteatros, y frente al público. Hoy el Drama del mundo se representa en el Escenario, que es el mundo completo de imagen y sonido, tridimensional. Las luces son las almas y las máscaras son los cuerpos y los roles que nos toca representar.

No conviene dejar un papel a medio terminar 

Porque a pesar de que tengamos enfermedades y otros mecanismos psicológicos para demostrar el trastorno que nos crea un determinado papel, solo podremos seguir adelante en la medida que tomemos nuestro lugar en el Escenario del mundo.

Pronto la Obra llegará a su fin y por eso hay que tomar con “pinzas”, la importancia de aquello que vivamos aquí en el escenario del mundo que se ha vuelto viejo. La luz del alma brilla, cuándo nos desapegamos de los papeles que nos toca representar y nos elevamos por encima del mundo y sus situaciones. Permanecemos más allá de la escena.

Comprendo que solo puedo ser feliz cuándo estoy más allá del mundo y sus situaciones.

Cuándo comprendo cuál es mi verdadero papel ahora en la Edad de la Confluencia, y que la Confluencia tiene su propia frecuencia. Su propio nivel de energía, y que está lejos de la energía que produce la dependencia física.

No me definen las estructuras físicas

El respeto es la capacidad de dar amor, en la forma de consideración, y hasta admiración, pero recordando que soy un alma, recordando que dentro del alma están los poderes y virtudes, que me ayudarán a sintetizar la vida, a encontrar la esencia.

imagen-de-brahma-kumaris-slide-el-cuadro-de-la-escalera1-compressed.jpg

Necesidad de expresar todos estos tesoros, nunca va a faltar, sobre todo porque son las energías del alma, la pulsión de la vida, pero tengo que expresarme encauzando esas energías de forma positiva.

Nunca debo buscar la confirmación de lo que expreso en una determinada cuestión física, porque las estructuras físicas no están para completar al alma, solo son estructuras, peldaños de los que me agarro para escalar en el sendero de la consciencia.

Para encaramarme en lo más alto de la “torre” de la consciencia.

Shiv Baba dice que debemos ser “torres de paz”.

Pero una torre tiene que tener cimientos sólidos, bases firmes, sobre la cuáles apoyar la estructura, la arquitectura del alma.

Pero mis metas no tienen que estar definidas por los puntos intermedios de la torre, los miradores que hay en el camino. Mi meta y objetivo tiene que ser llegar hacia lo más alto, allí dónde no hay más para subir. Y siempre habrá más para subir, pero al final del día, todo lo que avance será solo un punto de referencia, que me servirá para saber que quiero y puedo subir más. Sin temor, porque no me puedo caer.

Después de todo soy un alma, un ser espiritual, y un ser espiritual no está definido por estructuras físicas.

Convertir los pensamientos inútiles y negativos en positivos

Convertir los pensamientos inútiles y negativos en positivos requiere una transformación de la actitud, es pasar de una actitud de victima a protagonista, somos actores héroes en este Drama del Mundo, y las acciones que realizamos ahora en este tiempo (La Edad de la Confluencia) determinaron que tuviéramos un gran retorno, una Herencia Ilimitada del Padre, que nos convirtió nada más y nada menos que en los amos del mundo por 21 nacimientos.

imagen-de-brahma-kumaris-valencia

¿Qué todos no tomaron 84 nacimientos? ¿Qué todos toman nacimiento en el Paraíso número indefinido?

Eso lo define los esfuerzos que realizamos ahora con nuestro libre albedrío, el Almacén de Tesoros del Padre es ilimitado y está abierto 24/7. Todos tenemos recursos ilimitados, se recuerda a Sudama, que con un puñado de arroz obtuvo un Palacio.

Baba es el Señor de los pobres, los ricos dicen que no tienen tiempo, están demasiado entretenidos con los juguetes de Kali Yuga, autos, televisores, teléfonos y viajes de lujo.

Para retornar al Hogar necesito despojarme de todo lo que creo tener, aún lo que tengo pertenece al Padre. Se lo entregué al Padre, ahora solo tengo una relación de hermanas almas con todos, toda otra conexión no está mas, dejé el cuerpo en Kali yuga, ahora estoy en la Edad de la Confluencia (Treta Yuga).

Pasar del estado de conciencia del alma al estado de conciencia del cuerpo es pasar de Treta Yuga, a Kali Yuga (Edad de Hierro). Nuestros pensamientos se vuelven ordinarios, y nos volvemos mendigos en lugar de príncipes.

Buscar el propio provecho, aún a costa de las necesidades de los demás

Buscar el propio provecho, aún a costa de las necesidades de los demás está mal. Las necesidades de los demás también son importantes. Hemos llegado hasta acá, ya sea el lugar que ocupemos en la sociedad, gracias a la cooperación y el servicio que me prestaron infinidad de personas

¿Cómo les puedo pagar ahora que ya no estoy más en Kali Yuga?

Solo permaneciendo puro, permaneciendo más allá de las individualidades de cada uno, buscar la solución y la armonía en el seno de la sociedad, en el tejido social.

Verificar que las cuestiones sociales no tienen importancia es irrelevante, porque necesitamos de la sociedad, necesitamos entregar mi energía, vitalidad y vida, a cambio de las cosas que necesitamos.

Sentir el peso del otro, la mirada del otro, puede ser por dos cuestiones: porque tengo algo socialmente sin resolver, o porque me fijo constantemente en la mirada del otro, y no puedo mirar para adelante.

Tengo que tolerar lo que hacen los otros, tengo que tener desapego, y eso lo hago haciendo esfuerzos por permanecer más allá de la influencia de las emociones comunes e inútiles de los demás. Permaneciendo en el asiento de la autoridad, autoridad sobre mis emociones, sobre mis deseos. No existe un “yo” y un “mío”, ni siquiera el cuerpo es mío, ya se lo entregué al Padre.

Solo es espiritual la conexión que tengo con los demás, almas hermanas, Maya nos muerde, por eso lo olvidamos.

¿Cómo? Nos hace entrar en el descuido y nos desconectamos de la pureza y la luz del alma, el Brahman (El elemento de Luz) no es Dios, ellos dicen que Dios es luz. Dios es luz, pero también es un alma, igual que nosotros las almas.