La República de los niños

Dios, nuestro Padre, nos viene a llevar a la república de los niños.   Es un reino mágico donde los hijos de Dios están despojados de las cargas a las que están sujetos normalmente los grandes.  El nos lleva una vez en cada Ciclo del mundo a este lugar para que podamos descansar en paz y luego vayamos a experimentar felicidad cómo herederos del Paraíso.

girl-516341_640

Dios El Padre

Cuando Dios viene en este tiempo nos da su presentación.  Es decir, nos despeja todas nuestras dudas y contesta a las preguntas existenciales que tuvimos durante mucho tiempo:

¿Quién es Dios? El Alma Suprema, Nuestro Padre, El Donador de paz y felicidad ¿Cuándo viene? Es cómo si hasta este momento hubiéramos satisfecho nuestro deseo de relacionarnos con Él manteniendo en nuestro poder solo una foto de Él.  Ahora podemos relacionarnos directamente en persona, de Alma a alma ¿Existe en el mundo físico? No, El no Es Omnipresente.  El habita en un mundo más allá del Sol y las estrellas, en el elemento que los hindúes llaman el Brahman ¿Existe Dios? Y por supuesto que para los que habían perdido la fe, su presencia a través del recuerdo amoroso y preciso de su forma y cualidades nos da la experiencia de una relación real con Él.

Conocer estas respuestas nos da mucha paciencia y tranquilidad porque nos permite dejar de buscar a Dios.  Finalmente Dios llena nuestro deseo de encontrarlo.

Sus hijos las almas

Paralelamente a darnos su presentación, Dios también nos contesta a la pregunta existencial de quién soy yo.  Nos propone el trabajo de olvidar todas las etiquetas corporales que teníamos, buenas y malas y así relacionarnos con Él y con el mundo cómo almas.  Esto nos permite desapegarnos de lo inútil en la vida.  Aquello que no nos trae satisfacción.

Por ejemplo si yo creía que yo era un cuerpo, comienzo a creer que hay algo más allá del cuerpo, una dimensión espiritual.  Y que yo cómo ser humano estoy también conectado con esa dimensión espiritual dando lugar también a lo espiritual en mi vida.  Entonces mi visión se hace mucho más ilimitada y trascendente.  Ya no busco felicidad en las cosas, sino en la consciencia con la que hago las cosas.  Ya no soy un papá regañando a “mi hijo”, sino que soy un espíritu, un alma, cumpliendo el papel de padre de este que no solo está representando el papel de “mi hijo”, sino que además es un alma hermano.

Esto me hace permanecer leve y con la ayuda de Dios Nuestro Padre, desempeñar mi papel lo mejor que las circunstancias me lo permitan, e incluso tengo más dominio sobre el propio ser para mejorar esas circunstancias.

El papel de Dios

El papel de Dios en este tiempo es despertarnos del sueño de la consciencia.  Para eso nos da Su presentación y nuestra propia presentación.  Su misión está fija en este momento del Drama del tiempo.

Concretamente es liberarnos de las cadenas de la consciencia de cuerpo que cómo explicamos en el anterior apartado nos mantienen alejados de la experiencia de lo espiritual, de nuestro potencial cómo almas completas con todas las cualidades, virtudes y poderes.  Todo aquello que buscamos en el mundo nacimiento tras nacimiento y que ahora el mundo y sus relaciones se hicieron incapaces de brindar en forma más o menos duradera.

Me refiero a la paz amor y felicidad que son producto de la visión pura que Dios tiene de nosotros, porque el ve los 3 aspectos del tiempo, el ve nuestro pasado, presente y futuro, y hubo un tiempo en que el alma era pura y completa.  El papel de Dios es recordarnos nuestra pureza y grandeza para que podamos salir de las cadenas que nos atan a lo limitado.  A lo físico y corporal.

Te invito

Te invito a recordar a Dios, Nuestro Padre, El Protector de los devotos, quién se hizo presente para todos sus buscadores luego de muchos nacimientos.  Has clic en esta meditación.

También te invito a que conozcas un centro de Raja Yoga, donde se enseña el método real y fácil que nos propone Dios para re-conectar con Él.  No dejes pasar esta oportunidad.  Mira que el olvido es la estrategia que usa Maya para alejarnos de la verdadera felicidad y así todo seguirá igual para ti.

 

Anuncios

La noche oscura del alma

Si el ex-presidente y difunto Nestor Kirchner y su señora también ex-presidenta no se hubieran dejado seducir por el poder se hubieran dado cuenta que nada es eterno en este mundo y no se hubieran embriagado hasta tal punto que pensaran que podían actuar con total impunidad. Y esto me llevó a pensar que nada es eterno en esta vida, y lo compartía con mi padre que tiene como siempre digo 91 años.  El me respondía que él siempre trató de actuar con integridad porque, decíamos, sabía que esos valores (honestidad, limpieza, etc.) son trascendentes y están más allá del tiempo.

Imagen-de-Brahma-Kumaris-Los-3-Mundos2-compressed

Claro, lo decía mientras me preparaba un mate para ir a tomar mientras miraba las estrellas un domingo a la noche, por lo cual podrás comprobar que no tenía mucho estres mientras lo decía, pero esta filosofía funciona para el trajín de la semana también.  Y eso pretendo probarme esta semana, cuando halla que hacer cosas y cumplir con horarios y responsabilidades.  Pretendo recordar que lo más importante, lo más trascendente, generalmente no se puede ver con los ojos físicos.  Las cosas físicas nos pueden dar solo analogías acerca de las cosas escenciales.

Por ejemplo la Ley del Karma, esta es la contraparte espiritual de la Ley de Newton. Que dice que toda acción tiene un reacción igual y opuesta.  Así que sino estás experimentando mucha espiritualidad en tu vida recuerda que la trascendencia es lo que nos llevará a la paz.  Recuerda que el cielo de noche está estrellado.

Y que solo podemos ver las estrellas de noche, en total oscuridad.  Esa es una buena analogía de lo que está haciendo Dios (Shiv Baba) en este monento de la noche oscura de Brahma.  Con la luz del conocimiento nos alumbra a nosotros, las estrellas de luz divina, incorporal, en el centro de la frente.  El amanecer se acerca.

Si quieres alumbrarte te invito a ver la página de Brahma Kumaris donde encontrarás cursos con el conocimiento que enseña Shiv Baba.

 

 

Nuevas versiones de mis dos últimos artículos

Esta semana, estaba sin ganas de dormir y me puse a reescribir los dos últimos artículos que realicé.  Quiero decirte, querido lector que mi intención no es defraudarte y por eso te pido perdón.  Simplemente uno puede pensar diferente de acuerdo a las experiencias que le toca vivir y estos últimos días viví experiencias que me hicieron replantearme mi relación con la espiritualidad. 

El objetivo de este Blog es compartir la paz que me brinda la meditación Raja Yoga.  No hay ningún tipo de dolor físico o emocional en esta filosofía.  Es todo paz, amor, poder espiritual, verdad y felicidad.  De esta forma, aunque tenga que saldar mis cuentas karmicas, lo hago en felicidad, con la ayuda de Dios.

Te invito a que leas o releas los dos artículos y me digas sino te gustan más ahora:

Palmada en la espalda

Captura-Pantalla-Olas-Palmada-espalda-reescrito2-compressed

y La ruta menos transitada.

Captura-Pantalla-Olas-La-Ruta-menos-transitada-Reescrito2-compressed

Te pido que me dejes un comentario si te gusta la nueva versión de los artículos.

La ruta menos transitada

La ruta menos transitada es la del desapego y la renuncia ilimitada.  Es la renuncia a lo que al viejo mundo físico.  Cuando vine por primera vez al mundo tomé un cuerpo.  Nací dentro de una familia.  Pero probablemente a ti como a mí, nos ha tocado nacer en un mundo completamente distinto al que hay ahora.  Eso implica que el cuerpo, relaciones corporales (incluyendo la familia), e incluso el mundo eran completamente distintos, o sea más puros y novedosos. Actuar en ese mundo generaba felicidad.  Pero con el tiempo, esa felicidad se hizo más dificil de conseguir.  Se hizo más condicionada por la materia que ahora está en su estado más bajo de energía.

Imagen de comenzar con vision pura

El ser no necesita nada del mundo físico en ese estado elevado.  Eso no quiere decir que no realice acciones, es más, el alma realiza acciones pero sin desear el fruto de la acción.  Tendríamos que aprender un poco de este estado original del alma.  El alma siente la armonía de todos y todo.  Porque no conoce otra forma de ver las cosas.  El alma es ignorante del conocimiento de los deseos.  El mundo y las relaciones son como un espejo que le devuelven la imagen de su propia fuerza espiritual.

Pero ¿Qué pasa cuando el alma comienza a recibir un feedback que no es la felicidad?  Esto sucede cuando olvidamos quienes somos y cuando olvidamos que vinimos a hacer al mundo.  Olvidamos que la felicidad es el estado original del alma y comenzamos a aceptar el vicio y por ende el sufrimiento como parte integrante de la vida.  Pero el alma es un punto de luz incorporal, en el centro de la frente, y sus cualidades originales son la paz, amor, poder, verdad y felicidad. El alma vino al mundo y tomó un cuerpo para experimentar estas cualidades.  Por 2.500 años, el mundo era propicio para las almas puras, que no experimentan tristeza.  Pero ahora, el mundo se ha vuelto viejo e impuro, a pesar de la ciencia y la tecnología (que hacen posible en la vida ciertas cosas que antes ni existían: Internet).  El alma experimenta una batalla en su interior entre la pureza que todavía queda en su interior, que lo impulsa a vivir la felicidad como pueda, y el estado de desmoronamiento en el que pensamos: “qué sentido tiene esto de la vida”.

Pero hay una solución.  Dios, Baba, El Alma Suprema, ha venido a llevarnos de este océano de veneno en el que estamos metidos, a un mundo de paz y felicidad.  El viene a traernos liberación y salvación.  Cuando el alma esté lista para ir a alguna de estas dos tierras (El Hogar y el reino), dejaremos este mundo, pero nos iremos es paz, habiendo saldado todas nuestras cuentas.  De esta forma recuperaremos la paz, amor, poder, verdad y felicidad que siempre quisimos tener y no sabíamos como encontrar.  Pero esto implica un esfuerzo, el esfuerzo de volverse consciente del alma.  Este es el único esfuerzo que nos garantiza que nos liberaremos de los demás esfuerzos arduos, aquí y ahora.  En un segundo como dice Baba.  Es como comenzar una nueva vida, o más bien, la misma vida, pero vivida en forma pura.  La pureza es la madre de la paz y la felicidad.

Todas las almas humanas tienen las mismas cualidades que Dios

A veces me sorprendo sintiéndome inferior y superior a los demás. Y ambos estados se suceden indistintamente una y otra vez. Pero en definitiva hay que comprender que todas las almas tienen las mismas cualidades que Dios. Y eso implica que todas las almas tienen la misma calidad de pureza, paz, amor, poder y verdad que Dios. Y eso es porque Él es nuestro Padre.

Imagen-de-alma-y-Dios2

No hay ninguna diferencia entre las cualidades de Dios y nosotros. Somos igual de elevados que Él. Sólo que nosotros hemos olvidado nuestras cualidades y como producto del olvido los vicios del ego, apego, avaricia, lujuria e ira se han apoderado de nuestra mente e intelecto. Pero la tarea de Dios es ayudarnos a recuperar nuestra dignidad.

Esto me ayuda porque en el trajín de las cosas, a veces me olvido de que mis hermanos las almas tienen una forma espiritual. Una buena forma de recordar la cualidad incorporal de nuestro estado original es recordando estas 5 cualidades. Eso me ayuda a elevar mi visión. También me ayuda a confiar en los otros y en mí mismo porque Dios me enseñó que somos almas, igual que Él y también me enseñó que todos y recalco acá: TODOS sin excepción tenemos estas 5 cualidades, que a su vez se combinan para dar expresión a todas las virtudes adorables que vemos en los demás y porque no de forma desapegada en nosotros mismos.

Ya podrá ver el lector que esto me ayuda en los momentos del día tediosos donde la motivación decae. También me sirve para mantenerme alerta. Para no dejar que la moral baje y entonces me sorprenda hablándome a mí en forma de crítica y diga: este es así… este es asa… este es un tonto… como hace eso… mira lo que tiene este… este está cansado… este está cometiendo tal error… Cuando me pasa eso, inmediatamente recuerdo que fulanito o menganito o quien sea que esté adelante mío es un hijo de Dios, Él Padre Supremo de todas las almas y entonces solo tomo conciencia de que tiene la misma paz, amor, poder, pureza y verdad que Él Padre. Esa es la herencia espiritual nuestra y pertenece a cada uno de los hijos por igual.

Imagen de el alma en su estado de purezaLo mismo pasa conmigo. Cuando me sienta incomodo, o confundido en una situación, cuando tenga pensamientos negativos o inútiles sobre algo o alguien pensar inmediatamente soy un hijo de Dios y soy paz, amor, poder, verdad y pureza. Entonces cómo voy a desconfiar de mí mismo y de otros. Lo quiera aceptar o no es así.  Lo que pasa es que lleva un poquito de tiempo vivirlo.  Para eso es la meditación, para ayudarnos a acelerar el proceso.  Te dejo un link a una meditación acerca del alma, sus cualidades y El Padre del alma.  Dura 20 minutos, pero puedes practicarla en partes durante el día.

Estar atento sí, ser precavido, pero tener Fe

Estuve prestando atención, y prestando atención, pero aunque logré que casi no se me pasara ni un detalle por alto, no lograba desapegarme del Drama de la vida. Y es que el hombre tiene necesidad de controlar su vida, por lo menos en los aspectos que tienen que ver con su supervivencia, pero no debe olvidarse de lo espiritual. A veces pierdo el bosque por ver el árbol. Es decir, pierdo la visión del todo, donde también está la frescura de la interacción.

Desapegarse por tener Fe en el DramaEs cierto que para poder entender donde uno está parado, se necesita analizar. Pero para avanzar se necesita confiar en el destino. Tener Fe en que las cosas se darán. Para eso, a su vez, hay que tener un modelo con ciertos valores, valores que yo considero que son correctos o verdaderos. Qué tenga probado que siguiendo esa receta, tendré éxito porque en el pasado esos valores funcionaron. Pero también tengo que tener flexibilidad porque una vez que eche a volar las cosas pueden cambiar en el aire.

Para mí, esos valores tienen que ser los ideales que me lleven a experimentar felicidad en la vida. No hay nutrición como la felicidad. Y más cuando esta felicidad no depende de nada físico. Un parámetro que me sirve como guía es tener los 4 verbos de la vida alineados: ser, estar, tener, hacer. Esto me sirve porque a veces me sorprendo tratando de estar en paz cuando la paz es lo que soy. Eso me lleva a permanecer en la esencia.

Permanecer en la esencia donde soy esos valores espirituales me ayuda a ser libre porque se que mientras me mantenga con esta conciencia lo que haga será correcto (por lo menos para mí) y eso me ayuda a desapegarme del Drama y tener Fe. El resto es pura flexibilidad para adaptarme a la vida y transformar lo que me impide mantenerme en vuelo.

Ver videos no resuelve la vida

Hoy vivimos en un mundo donde pareciera que existen videos que expliquen la solución a casi cualquier inquietud que tengamos. Y aunque generalmente la ayuda que nos dan estos videos es inestimable, no reemplazan la interacción de persona a persona que es donde obtenemos algo real.

imagevervideos
Ver videos

Recuerdo cuando todavía Internet estaba comenzando a masificarse, a finales de la década del 90. En esos tiempos solo las Universidades, o incluso ciertas instituciones tenían acceso a Internet. Para poder conectarse había que ir a estos lugares, luego comenzaron los cibercafé.

Ahora tenemos todo sin movernos de nuestra casa, podemos preguntarle cualquier cosa a Google y tendremos la respuesta en segundos. Podemos averiguar cualquier cosa que necesitemos en cuestión de segundos desde nuestra computadora personal o mejor aún desde nuestro celular o tableta. Pero esto no reemplaza nuestra conexión con los demás.

No olvidemos de donde venimos. La naturaleza nos invitó a este mundo. Nuestros cuerpos están hechos de los 5 elementos (tierra, agua, fuego, aire y éter). Nuestro cerebro es alimentado por información que nos transmiten las percepciones de los órganos de los sentidos pero no somos nuestros cuerpos o sentidos. Estamos más allá de ellos, somos el alma, el ser viviente.

Internet nos provee información, pero estaría bueno preguntarse quién es aquel que procesa estos datos. Es el ser que le da vida al cuerpo y que existirá una vez que este cuerpo se ponga viejo y ya no nos sirva más. Existe una felicidad verdadera que podríamos llamar extrasensorial. Esta información solo nos la puede describir Internet a través de los maestros pero nos toca a nosotros experimentarla más allá de las apariencias.

La comprensión surge de la compasión

Los grandes maestros enseñaron la compasión o ponernos “en el lugar del otro”. Si yo puedo aportar algo para mejorar la calidad de vida de otro tengo la responsabilidad de hacerlo. No se puede experimentar compasión si hay ego, es decir, si quiero algo para mí, algo que no sea servir y compartir con mis hermanos.

La compasión
La compasión

Los demás nos necesitan, tienen carencias porque dependen de lo que hagamos. La idea es compartir con los demás pero sin crearle dependencia al otro.  Para eso tengo que tener en claro que no soy indispensable. Lo que puedo hacer por el otro no es más que un privilegio. Nunca debo considerarlo como una carga. Es la forma de volverme un ayudante de Dios.

Dios conoce el papel de todos nosotros las almas, Él sabe cómo caímos en el pecado y también sabe cómo enderezar este mundo, por eso se lo llama el Todo Conocedor. Quienes lo reconocemos y lo adoptamos como Padre, Profesor y Satgurú recibimos la herencia de paz y felicidad en el nuevo mundo.

El restablece la tierra de la verdad. Él es la Verdad, al que habla la verdad se lo considera Dios, pero Dios es un alma, igual que nosotros la diferencia está en su tarea, que es completamente distinta de la nuestra. Nosotros somos los hijos y Él es el Padre. También el papel de los fundadores religiosos de las principales religiones Buda, Mahoma, Cristo, Abraham y Shankarachaia es distinto del papel de Dios.

Ellos fundan una religión, pero también son hijos de Dios, son hermanos igual que nosotros. Incluso no existe tal cosa como la religión Hindú, el mismo vocablo hace referencia a un grupo de habitantes que se asentaban en el valle del Hindo. Lo que se conoce como la religión original y eterna de las deidades es la que está estableciendo en estos tiempos.

Las mismas almas que se convierten en las deidades en la edad de oro, más tarde, en la edad de cobre se adoran a sí mismas en los templos que todavía podemos ver hoy en día en la India, templos que tienen más de 2.000 años.

El respeto y la felicidad

El respeto es ver a todos como almas hermanas porque en esencia todos somos iguales, es decir, compartimos un conjunto de cualidades innatas que toman una forma determinada de acuerdo a las experiencias que tengamos. Tomar conciencia de quienes somos en esencia es despertar al sueño de la ignorancia y nos ayuda a que las experiencias las elijamos nosotros y que no sean algo que simplemente nos ocurre.

Tener respeto significa que no veo la forma del otro sino que veo siempre lo que está más allá. Más allá de su comportamiento veo la bondad y belleza innata y no la deformación de su carácter producto del tiempo y las circunstancias que le ha tocado pasar.

Los demás pueden ponernos frenos a nuestro avance hacia una mejor calidad de vida y puede parecer que recibimos mucha oposición cuando solo buscamos hacer las cosas bien y éticamente. Pero el remedio para la OPOSICIÓN es permanecer firme en nuestra POSICIÓN de almas llenas de cualidades y virtudes espirituales. De esta FE y FIRMEZA emerge toda la FLEXIBILIDAD y TOLERANCIA que necesito para atravesar la oposición. Esto es una gran SABIDURÍA.

Celo y Entusiasmo, las alas del alma
Celo y Entusiasmo, las alas del alma.

También tengo que volar con las alas del alma sobre las nubes de las situaciones adversas. Las alas del alma son el CELO y ENTUSIASMO. No descorazonarme nunca sobre todo cuando vienes las pruebas. Las pruebas son bendiciones disfrazadas. Sin ellas no podre saber dónde realmente me encuentro en el camino. Siempre lo que cuesta vale.

Hoy en día parece que el mundo ofrece mucha oposición al ser y hasta parecería que en algunos casos fuera mejor hacer la plancha y esperar que pasen las olas, eso también es bueno porque la corriente de la vida cada vez me arrastra más fuerte. Pero no tengo que olvidarme de nadar incluso contra la corriente porque de lo contrario  me ahogaré.

En este mundo estamos para ser felices, pero la felicidad cuesta ahora, y es porque nos hemos desconectado de la esencia interior de cada uno de nosotros donde se encuentran las virtudes espirituales. Pero sin importar que situación me toque afrontar o quien está delante mío no tengo que olvidar que “LA FELICIDAD ES NUESTRO DERECHO DE NACIMIENTO DIVINO”.

Somos hijos de Dios y nuestro Padre no nos dejaría realizar acciones que no fueran para nuestra felicidad. Por eso si el mercurio de la felicidad no indica un nivel aceptable de felicidad es que no estamos siguiendo al Padre, que es también nuestro Guía. En el momento en que nos caigamos inmediatamente recordamos que “LA FELICIDAD ES NUESTRO DERECHO DE NACIMIENTO” y cortamos con todo otro tipo de comportamiento.

carafaceolas

 

La liberación de hábitos profundamente arraigados

Para poder liberarnos de estos hábitos y limitaciones tenemos que hacer muchos esfuerzos porque nos hemos acostumbrado desde la cuna a actuar así. Dios, es el mayor aliado en esta batalla contra los hábitos.

 imagen-de-Brahma-Kumaris-meditador-creativo1f-compressed

Él nos recuerda que estos hábitos como el ego, el apego, la avaricia, el miedo, etc., son todas formas aprendidas, pero que no representan nuestra realidad más profunda y pura.

Dios es también nuestro mayor compañero
Dadi Janki, Directora de Brahma Kumaris a nivel mundial.

Si tú estás interesado en este texto, es probable, al igual que yo, que te interese revertir estos hábitos, para eso sirve la meditación. Permite remover el óxido acumulado de los viejos hábitos malsanos del intelecto.

Dios no nos dejará sufrir, el justamente vino a liberarnos de este estado de decadencia que ha adquirido la vida en todo el planeta en mayor o menor medida. Pero lo primero que tenemos que experimentar es la paz del estado original en el hogar del alma, una región de luz pura e incorporal, llamado también el nirvana, Shantivan (la tierra de la paz según los hindúes).

Este lugar está más allá del sol y las estrellas (y de este mundo de sonido y materia). En este lugar podemos recargar la batería del alma por entrar en contacto con El Alma Suprema.

El es una Orbe radiante y dichosa de amor puro, incorporal. El Padre de padres, Profesor de profesores y Guía de guías. Al reconocerlo a Él como Padre tomemos conciencia de que nosotros, es decir sus hijos, somos también almas, también un punto de luz incorporal. Al igual que El Alma Suprema, nuestras cualidades originales son la paz, el amor y la pureza.

Pero Él viene del Hogar Incorporal (de luz rojo dorada) cuando el ciclo de nuestros 84 nacimientos está llegando a su fin para liberarnos y que la creación pueda continuar y empiece un nuevo ciclo. Lo que se conoce como el paraíso, donde habrá completa paz, pureza y felicidad. Donde ya no hará falta hacer esfuerzos para permanecer libre de la tristeza porque será la recompensa de los esfuerzos que estemos realizando ahora.

Entonces es muy importante entender la importancia de este tiempo que es como la “Edad de la confluencia” entre dos mundos y realidades muy distintas. Uno que se está llendo con todas las formas de falta de paz e intranquilidad en contraste con un nuevo mundo donde no habrá ni un trazo de falta de paz o intranquilidad con abundancia de todo para todos, sin miedo y sin necesidad de competir por los recursos.